Archivos

Adolfo Suárez, in memoriam

2

Hoy no es un día cualquiera, hoy el primer Presidente de nuestra democracia está de nuevo en el Congreso de los Diputados. A las diez de la mañana se ha abierto su capilla ardiente y hoy, en este día diferente, quisiera tener el don de la palabra para poder condensar los sentimientos que a todos los que vivimos aquellos años difíciles se nos agolpan, nos asaltan desde el fondo de la memoria. La memoria que él fue perdiendo…

La memoria de nuestro pueblo al abrigo del olvido… esa será nuestra labor, es nuestro deber: recordar que algo que parecía casi imposible se hizo y se pudo hacer por el entusiasmo, el ansia de democracia que tras cuarenta años de dictadura el pueblo sentía y porque Adolfo Suárez, puso su habilidad y su empeño en aglutinar voluntades para conseguir que la democracia fuera una realidad y que España caminara hacia el mundo libre.

Adolfo Suárez recuperó la democracia desde su origen falangista, desde dentro, con la aprobación de la Ley de la Reforma Política, consiguiendo que las cortes franquistas se hiciera el harakiri. Su alianza con la Corona, con Carrillo, la existencia de políticos con visión de futuro hizo posible algo que parecía imposible. La aprobación del Partido Comunista en sábado santo, un golpe maestro. Y sin darse un respiro: la ley del divorcio, la reforma fiscal, la libertad sindical, la libertad de prensa, de expresión… y a todo esto los poderes fácticos en la sombra y el terrorismo envenenando el día a día… LA MATANZA DE ATOCHA, terrible, nos unió más y la contención civilizada de todos fue la mejor respuesta.

Pero no lo hizo solo; añoramos la talla de políticos de raza que supieron conciliar posturas para llegar a un consenso. Con él se cierra una etapa donde la política entrañaba nobleza, dedicación y proximidad con los ciudadanos. Vivimos con esperanza aquel periodo vertiginoso; fue también de zozobras y angustia, pero pasamos de no ser a ser CIUDADANOS DE PLENO DERECHO. La aprobación de la Constitución fue el resultado de un consenso inédito.

La figura de Adolfo Suárez se ha ido acrecentando con el paso de los años y en justicia se le reconoce su gran labor, imprescindible en el diseño de la democracia.

Hoy, en un día diferente, Adolfo Suárez  entra en la Historia por la puerta grande.

In memoriam.

 

Me avergüenzo

Me avergüenzo al conocer el resultado de las estadísticas en Europa que dicen que de cada tres mujeres en el mundo civilizado, una ha sido victima de abusos o de violencia.

Las mujeres, de este mundo civilizado, pensábamos que la igualdad en las relaciones profesionales y en las familiares era un hecho real, que lo habíamos peleado, que lo habíamos ganado, ¡pues no! Las estadísticas están  ahí y cantan un requiem por nosotras. Una simple pregunta me viene a la mente, y que trasladaría a ellos, a los varones de hoy que van al gimnasio, que se cuidan, que intentan que su imagen sea valorada en su entorno, ( vaya por dios, eso me suena)… la pregunta es así de sencilla: ¿cuántos arriesgarían la vida por tener un hijo? Exagerada… no, cualquier parto conlleva un riesgo para la vida de la madre. Sí, pero a ellas se les ha educado para que sean madres y además abnegadas… además si no lo son, ¡caray! son menos mujeres y no se sienten realizadas…

Estoy indignada, cabreada… cabreada es poco… mordería y me pegaría con cualquiera… ¿he dicho eso? me pegaría con cualquiera, sí, lo he dicho fruto de la indignación pero jamás lo he hecho ni lo voy a hacer; hay que empezar conteniendo el lenguaje. ¿No hemos avanzado?

Yo sentí mi maternidad como algo irrepetible, como una experiencia única, con miedo al principio, cómo no, por los cambios en el cuerpo, en los sentimientos, en el sentir… porque tuve que pasar por el quirofano… asustada y expectante … Y feliz como nadie… y, después, sentir su vida como el mejor de los regalos que la vida me ha dado, ¡¡¡Sí, con la felicidad inmensa de haber alumbrado una vida!!!

Y después de todo eso, según las estadísticas, seguimos alumbrado monstruos… que están en este mundo gracias a nosotras, pero que siguen machacando a las mujeres en las relaciones laborales y de pareja… ¡algo no funciona en esta sociedad!

Última hora: sobre Madiba

No puedo evitar poner unas palabras de Mandela, del discurso de su investidura presidencial el 10 de Mayo de de 1994 : “Estamos forjando una alianza que nos permita construir una sociedad en la que todos los surafricanos, negros y blancos, puedan caminar con la cabeza alta (…) una Nación arco iris en paz con ella misma y con el mundo”

Última hora: ha muerto Nelson Mandela

Ha muerto Madiba, el hombre de la reconciliación, el hombre que venció a la desigualdad racial; el Premio Nobel, el líder; ha muerto el preso 46664 que no el ideal de libertad que representó; el hombre que defendió la igualdad entre los seres humanos. Ha muerto un gran hombre, un ejemplo, un mito.

Víctor Jara, in memoriam

Víctor Jara murió asesinado hace 40 años tras el golpe de estado que derrocó a Allende. Los fascistas se ensañaron con el que había sido la voz del pueblo chileno. El que fuera cantautor con el grupo Quilapayún, director teatral, compositor, activista político y un largo etc. nos dejó un legado de bellas canciones junto a la honestidad y sinceridad del campesino; él era un hombre del campo y Chile su territorio vital. Víctor Jara tenía 40 años. in memoriam.

Última hora: Siria

Todo está dispuesto: las fuerzas estadounidenses en el Mediterráneo, Inglaterra y Francia, ahora sí, las turcas en sus fronteras, en alerta los demás países de la zona y el gobierno sirio amenazando con hacer arder todo Oriente Próximo. Hoy lunes, el gobierno sirio ha permitido que una delegación internacional investigue sobre el terreno, en la parte este de Damasco, la existencia de armas químicas. Todo está dispuesto para la puesta en escena; el gobierno del tirano está dispuesto, porque quiere demostrar que ha sido la oposición rebelde la que ha utilizado un gas parecido al sarín sobre la población. Un dato es cierto, según un informe independiente de Médicos sin Fronteras, más de tres mil personas fueron atendidas en los hospitales, trescientas de las cuales murieron a las pocas horas, médicos y personal sanitario fueron contaminados. El dato es que fue utilizado y las fotografías que hemos visto son insoportables.  Un dato es cierto: se ha vulnerado el derecho internacional.

Siendo la situación de la zona sumamente crítica, pues países como Irán y Rusia se suman a la amenaza de Siria, la sombra de una guerra de grandes proporciones que afecte a todo Oriente Próximo alinea a las potencias en dos bloques perfectamente delimitados por sus  propios intereses. Se supone que la idea se una intervención americana se ha visto postergada ante el recuerdo de lo que pasó en Irak; habría que estar seguros de la existencia de armas químicas, esta vez sí, pero a costa de cuántas vidas. Frente a esas muertes, ¿importa tanto saber quién las ha utilizado? ¿Y si han sido los dos bandos? La barbarie es la misma de un lado que del otro. Importan los civiles indefensos y los que están en los campos de refugiados, sin tierra, sin casas, sin recursos, sin futuro… Da asco, repugna, huele mal, hastía porque ya lo hemos visto antes tantas veces. Vergüenza y dolor, rabia, impotencia…

Última hora: Egipto

Egipto se desangra. El hermoso país está a punto se sucumbir, otra vez, bajo la tiranía del totalitarismo. Los militares deben volver a los cuarteles y dejar que sea el pueblo el que cree un gobierno civil. El abandono del premio Nobel de la paz del precario gobierno de emergencia es la señal más preocupante de que la situación es crítica. El pueblo votó a los hermanos musulmanes y estos ostentaban el poder de forma legítima; si se decantaron peligrosamente hacia el recorte de libertades de la mayoría en detrimento de los que no enarbolaban la bandera religiosa, de los que aspiraban a un estado civil democrático, se deben dar cuenta de que el partido que sale ganador en las urnas debe gobernar para todos y no para una facción; su responsabilidad es indudable y por culpa de ello Egipto ha perdido una ocasión histórica de tener un gobierno democrático salido de las urnas. Esta forma partidista, excluyente de gobernar ha sido la chispa que ha hecho estallar el descontento y la excusa para que los militares que sustentaron a Mubarak estén ahora aplastando las manifestaciones, asesinando impunemente y quién sabe si con la finalidad de seguir ostentando el poder como hasta hace poco. Mientras, las calles se llenan de cadáveres. El secuestro de Morsi no soluciona nada, solo demuestra que los militares siguen en el poder. Naciones Unidas como siempre no hace nada. Después de la primavera árabe, vivida por los ciudadanos de El Cairo, de Alejandría y otras ciudades con la alegría y la fe en un cambio real en que los egipcios manifestaron su exigencia, ya, de tomar las riendas de su destino como pueblo, qué hace falta para que los organismos internacionales se hagan eco de su grito de libertad y no oídos sordos. Me pregunto si Naciones Unidas sirve para algo más que para emplear a muchos funcionarios, porque si no sirve para nada más que para acallar las malas conciencias más vale que se disuelva de una vez por todas. En todo el mundo somos muchos los que vivimos angustiados, siguiendo día a día los acontecimientos, el desarrollo de esta crisis que tememos pueda desembocar en una guerra civil, ojalá se imponga la cordura y mientras Siria…

¡Felicidades, Mandela!

Nelson Mandela.

Nelson Mandela.

Hace dos días que Mandela cumplió 95 años. Madiba, como le llaman los suyos, el hombre que nos enseñó que la reconciliación era factible, que el odio y los prejuicios raciales no hacían posible la convivencia; que había que dignificar al hombre, que había otro futuro realizable, que los sueños se podían cumplir por la voluntad de los pueblos, esa figura ya para la historia, con mayúsculas, acaba de cumplir 95 años. Todo un ejemplo, todo un héroe. todo un HOMBRE  ¡Felicidades Mandela!

¡Salvemos Alepo! : Bernard-Henri Lévy

Ciudadela de Alepo

Alepo, en el imaginario universal, evoca las grandes caravanas que hacían la Ruta de la Seda, las aventuras de hombres arriesgados, el sueño de espíritus aventureros en busca de lo desconocido…, lugar de encuentro, encrucijada de caminos donde desde siempre han convivido distintas lenguas, culturas y religiones. Alepo, que forma parte declarada del Patrimonio de la Humanidad, inspiración de poetas, Alepo leyenda y realidad, Alepo, pasado y presente.  Y un  presente desgarrador…

El filósofo francés Bernard-Henri Lévy, colaborador del periódico “El País”, publicaba el domingo 23 de junio un magnífico artículo sobre la situación en Siria bajo el título arriba mencionado. La operación anunciada de Bachar el Asad para la reconquista de Alepo, en manos de los rebeldes, supone una batalla sin tregua y se duele y teme que eso conlleve la aniquilación de la ciudad. Al margen de la inoperancia de los estados que podrían dar un giro al estatu quo, su falta de intención resolutiva, su inmovilidad provocan que las fuerzas del gobierno se enroquen fortaleciendo y reubicando las tropas a fin de prepararse para la “recuperación” de Alepo. Bernard-Henri Lévy hace una encendida defensa de la ciudad; Alepo es de todos viene a decir: ¡Salvemos Alepo!

El filósofo francés nos recuerda que “…fue de los hititas y de Alejandro Magno, de los romanos y de los califas, de los omeyas y de los fatimíes, de Saladino y de los mongoles…; han convivido en ella árabes, turcos, kurdos, judíos, venecianos, armenios, maronitas, griegos ortodoxos, cristianos siríacos…

¿Es que las “naciones civilizadas”, a través de sus organismos internacionales, son incapaces de detener la posible destrucción de un lugar de cultura y convivencia como es Alepo? Me formulo preguntas con respuestas agoreras en vista de los terribles antecedentes; Bernard-Henri Lévy se lamenta de la destrucción de la Biblioteca de Sarajevo, de los también destruidos Budas de Bamiyán, de los manuscritos sagrados de Tombuctú. La destrucción de todos estos tesoros es un dolor, una pérdida irrecuperable para el Patrimonio de todos, pero lo es más la de miles, millares de víctimas inocentes. Fotografía de la Ciudadela de Alepo, declarada Patrimonio de la Humanidad.

Por todo: !Salvemos Alepo!

 

En torno a la muerte de Pablo Neruda

Fotografía de Fina Torres tomada tras el destrozo de su casa tras su muerte.

Fotografía de Fina Torres tomada  en la casa del poeta en Santiago tras su muerte.

El premio Nobel de Literatura Pablo Neruda falleció el 23 de septiembre de 1973, desde entonces sus restos descansaban en Isla Negra junto a  los de su querida esposa y compañera Matilde Urrutia. La casa de Isla Negra,  frente al mar, frente al Pacifico Sur, que Pablo y Matilde poblaron de libros, de objetos variopintos relacionados con travesías marinas, como los mascarones de proa -allí reinaban “María Celeste”, “La sirena”, “La novia”,  “El jefe comanche”, “La medusa”, “La Cymbelina”…-. En aquella casa  donde “el mar se cuela de noche por agujeros de cerraduras, por debajo y encima de puertas y ventanas” -dijo Neruda-, de paredes de piedra donde las vigas de madera sostienen el nombre escrito de sus amigos con tiza blanca… Ellos, Pablo y Matilde, hicieron de esa casa, arrullada por las olas, el hogar al que sus admiradores de todo el mundo nos asomábamos a través de sus memorias. Isla Negra, paraíso al que llegó tras muchas vicisitudes. Isla Negra, frente al mar de sus sueños, con la bandera azul donde un pez atraviesa los vientos…

Hace unos días, a petición de la familia y a instancias del juez encargado de determinar la verdadera causa de la muerte del poeta, acaecida a los doce días del golpe de Pinochet, sus restos  fueron exhumados a fin de esclarecer los hechos.  Pablo Neruda, enfermo de cáncer de próstata, fue trasladado a Santiago para recibir atención médica en la clínica de Santa María. Manuel Araya, que fue chófer del poeta, sostiene que fue asesinado durante su estancia en dicha clínica, donde también falleció en extrañas circunstancias, años después, el expresidente Eduardo Frei. Manuel Araya sostiene que pudo ser asesinado por medio de una inyección, que su asesinato tuvo que ver con los golpistas que habían perpetrado el asalto a la Casa de la Moneda. Su militancia política, su conocida labor en favor de los obreros, su activismo a lo largo de toda su vida, su compromiso por las libertades y su conocida amistad con Salvador Allende hacían del Premio Nobel chileno una presencia molesta para la dictadura de Pinochet. Tras su muerte su casa de Santiago fue asaltada y saqueada por una turba de simpatizantes del nuevo régimen ante la pasividad de los militares; quemaron los libros en la calle, destrozaron obras de arte y mancillaron lo que él representaba.

Y quisieron acallar la voz de uno de los mejores poetas del siglo XX. Pero su voz, y eso no terminan de entenderlo los dictadores, como todas las voces del pueblo no se las puede enmudecer con la muerte, porque sus ecos están en nuestra memoria. ¡Y Gutemberg se alió contra el olvido!

Esperaremos el resultado de los análisis del equipo que en EEUU  lleva a cabo para saber si, a la ignominia de los asesinatos perpetrados por la dictadura chilena,  hay que sumar el del hermano que clamó contra la tiranía en el continente  americano y en España, que vivió nuestra realidad como la suya, dejándonos unos versos impagables.