Archivos

Los geranios

IMG_1378

Foto: Bárbara

IMG_1383

Foto: Bárbara

Por aquí la primavera ya se ha instalado y como todos los años la mariposa africana hace estragos en los geranios depositando los huevos en los tallos que terminan negros y comidos por dentro. Dejé de comprarlos hace tiempo pero vi, el otro día, en el vivero estos de color tan bonito que no pude resistirme y para que se fastidien las  puñeteras mariposas africanas los he puesto en la cocina detrás de la ventana donde tienen todo el sol que necesitan. Espero que así se libren de esa plaga porque antes ni con insecticidas específicos había forma.

 

Brotando el rosal

IMG_1335

Foto: Bárbara

 

IMG_1347

Foto: Noa

Hoy ha sido un día azul, si  es que se puede decir que los días tienen colores, entre otras muchas cosas porque Noa está con nosotros y ella por sí sola pone notas de color a todo lo que la rodea. Quizá por eso también el cielo comparte nuestra alegría y se ve limpio y claro como pocas veces. Hemos plantado un geranio y rellenado con sustrato las jardineras y el habitáculo de los peces, porque hemos decidido que en su lugar vamos a plantar papiros, ya que los pobrecillos con las altas temperaturas de estas tierras se cocían en verano. Y para completar el día hemos estado haciendo fotos en el jardín y, como veis, ella con sus siete años hace las cosas así de bien.

Masao Yamamoto, la esencia

25

7

18

Yamamoto es un pintor apasionado de la fotografía en pequeño formato, que envejece a propósito para evocar tiempos pasados y hacernos reflexionar sobre la naturaleza. En realidad también se le podría definir al revés; en definitiva es un artista que se vale de los dos medios para expresarse. Yamamoto nació en la prefectura de Aichi, en Japón, en 1957; ha expuesto en todo el mundo, pero sus primeras exposiciones las hizo en S. Francisco y en N. Y. y su obra se encuentra en innumerables museos que sería demasiado prolijo de enumerar. Vive en la Prefectura de Yamanashi en plena naturaleza; su constante diálogo con ella y el estudio minucioso del microcosmos, de los bonsais – árboles en miniatura- de las aves, del vuelo de las grullas nos hablan constantemente del que se asombra ante la belleza de todo lo creado. Sus obras han sido descritas como haikus visuales. Despoja sus fotografías de lo superfluo, movido por la filosofía zen y el taoísmo, y pretende, como Lao Tsé que tengan el máximo contenido con el mínimo continente.

Don Hong-Oai, maestro del pictorialismo fotográfico asiático

17

“Lago artificial”, 1987

18

“Flotando en primavera”, 1990

16

“Esperando”,1984

Este gran maestro de la fotografía nació en la provincia de Guangdong, China, en 1929 y murió en el 2004 en los Estados Unidos. Su vida transcurrió entre Vietnam y EEUU. De niño trabajó en un estudio fotográfico y  después estudió en la Universidad de Vietnam College of Art. Abandonó Vietnam tras la guerra con los Estados Unidos y se instaló en California en 1979. Apasionado de los paisajes de su tierra no dejó de volver una y otra vez para retratar sus árboles, montañas, barcas, pájaros. Se le encuadra dentro del pictorialismo asiático, nacido en los años cuarenta en Hong Kong, entre los que destaca el gran maestro Long Chin-Sang que murió con 104 años en 1990 y con el que este estudió. La delicadeza, serenidad y belleza queda patente en cualquier fotografía de este maestro. El realismo de sus imágenes no es su objetivo, sí lo es la búsqueda de la belleza con mayúsculas; utilizaba más de un negativo pare crear hermosas imágenes, utilizando a veces alegorías visuales. Su técnica basada en la tradición clásica se apoya en el principio de que el artista tiene que sentir la esencia de lo que quiere representar, su resonancia espiritual, cuidando en situar los elementos de la composición, fidelidad de lo representado….

Tuvo el reconocimiento internacional unos años antes de morir, ganó cientos de premios y fue miembro de la Federación Internacional de Artes Fotográficas en Suiza y de la Sociedad Fotográfica de Chinatown. Sus fotografías son de una belleza tal que emociona.

¡La encontré!!! El Bateau-Lavoir

17

Fotografía de la revista Life de la fachada del Bateau-Lavoir

Bueno, la encontró Aurelio y me la pasó. Hace algunos años estuve en Montmartre, como siempre que voy a París, y me senté en un banco de la Plaza frente a la fuentecilla, mientras miraba el solar donde pensaba que estuvo el famoso Bateau-Lavoir; así me lo había indicado una señora que tenía una pastelería en la esquina, justo en la calle que bajaba hacia la placita. Y ahora, por fin, lo veo tal como era cuando en la primera mitad del siglo pasado los que luego serían famosísimos pintores tenían sus estudios.¡El famoso Bateau-Lavoir!!! Los desconchones de la pared y la fachada, por sí solas, nos hablan de la pobreza del lugar y lo duros que debieron ser los comienzos para todos ellos, pero, por lo que sabemos de los lugares que frecuentaban, como Le Lapin Agile, la juventud y el entusiasmo reinaban en las noches locas y alegres del barrio. Barrio que, ahora se cotiza mucho y al que se han trasladados “bobos” (burgueses adinerados) a chalets preciosos que se han ido construyendo.

Salto de Usero

20181026_164010 (1)

Foto: Bárbara

20181026_164127 (1)

Foto: Bárbara

20181026_164459 (1)

Foto: Bárbara

 

El río Mula a su paso por el salto de Usero atraviesa una curiosa formación de rocas, el travertino. La acción del agua sobre esta roca ha originado una gran cúpula natural por la que cae una cascada de varios metros de altura hasta llegar a una gran poza de agua de color turquesa. Este rincón tiene una gran valor geológico y paisajístico. En su formación primero hubo una etapa húmeda y luego una segunda más seca sin la existencia de manantiales que dio lugar a una intensa  erosión y modelado del terreno.